Levitico 22:11 - La Biblia Textual

Libro de Levitico
Capitulos:

123456789101112131415161718192021222324252627

1 - YHVH habló a Moisés diciendo:

2 - Habla a Aarón y a sus hijos que se abstengan de las ofrendas sagradas que los hijos de Israel me dedican, para que no profanen mi santo Nombre. Yo, YHVH.

3 - Diles: Durante vuestras generaciones, cualquier descendiente vuestro que, estando impuro, se acerque a las cosas santas que los hijos de Israel consagran a YHVH, tal persona será cortada de mi presencia. Yo, YHVH.

4 - Cualquier varón de la descendencia de Aarón que sea leproso o padezca gonorrea, no comerá de las cosas santas hasta que esté limpio. Asimismo el que toque cualquier cosa impura, o el varón padezca espermatorrea,

5 - o el que toque cualquier reptil que lo contamine, o una persona por la cual llegue a ser impuro debido a cualquier impureza suya.

6 - La persona que lo toque será impura hasta la tarde, y no comerá de las cosas santas hasta que haya bañado su cuerpo en agua.

7 - Al ponerse el sol, será limpio, y después podrá comer las cosas santas, porque es su alimento.

8 - No comerá nada mortecino ni despedazado por fiera, porque será contaminado con ellos. Yo, YHVH.

9 - Guardarán, pues, mi precepto, no sea que lleven pecado con ese motivo y mueran por haberlo profanado. ¡Yo soy YHVH, que los santifico!

10 - Ningún extraño comerá de lo santo. Ni el huésped del sacerdote ni el jornalero podrán comer de lo santo.

11 - Pero si el sacerdote compra una persona con su dinero, ésta comerá de ella, y el nacido en su casa comerá de su pan.

12 - Cuando la hija de un sacerdote fuera para un varón extraño, no podrá comer de la ofrenda de las cosas santas.

13 - Pero si la hija de un sacerdote llega a ser viuda o divorciada, y no tiene descendencia, y vuelve a la casa de su padre como en su juventud, podrá comer del pan de su padre, pero ningún extraño comerá de él,

14 - y el que inadvertidamente coma una cosa sagrada, restituirá la cosa sagrada al sacerdote añadiendo a ella una quinta parte.

15 - No profanarán, pues, las cosas santas que los hijos de Israel hacen elevar ante YHVH,

16 - haciendo que ellos carguen con la culpabilidad cuando coman de sus cosas consagradas, porque Yo soy YHVH, el que los santifica.

17 - Habló YHVH a Moisés, diciendo:

18 - Habla a Aarón y a sus hijos, y a todos los hijos de Israel y diles: Cualquier hombre de la casa de Israel o de los forasteros en Israel que presente su ofrenda, ya sea de sus ofrendas votivas o de sus ofrendas voluntarias, las cuales presenta a YHVH como holocausto,

19 - a fin de que sea acepto por vosotros, deberá ofrecer un macho sin defecto de la vacada, o de los corderos, o de las cabras.

20 - No aproximaréis nada que tenga en él defecto pues no os será acepto.

21 - Y cuando alguien haga acercar un sacrificio de paz ante YHVH para cumplir un voto u ofrenda voluntaria, sea del ganado o del rebaño, tendrá que ser sin defecto para ser aceptado. No habrá defecto en él.

22 - Lo ciego, o lisiado, o verrugoso, o sarnoso, o roñoso: Éstos no haréis acercar ante YHVH como ofrenda ígnea, ni los pondréis sobre el Altar de YHVH.

23 - Podrás presentar un novillo o un carnero deforme o imperfecto como ofrenda voluntaria, pero por voto no será aceptada.

24 - No ofreceréis a YHVH animal con testículos aplastados, magullados, arrancados o cortados. No haréis eso en vuestra tierra.

25 - Ni aun por mano de extranjeros permitiréis que esos animales sean aproximados como pan de vuestro Dios, porque son deformes y tienen defecto. No os serán aceptados.

26 - Luego habló YHVH a Moisés, diciendo:

27 - Cuando nazca un ternero, oveja, o cabrito, estará debajo de su madre siete días, pero desde el octavo día en adelante será apto como víctima, ofrenda ígnea a YHVH,

28 - pero ya sea vaca u oveja, no la podréis degollar con su cría el mismo día.

29 - Cuando hagáis sacrificio de acción de gracias a YHVH, lo sacrificaréis de tal manera que os sea aceptable.

30 - Se comerá el mismo día, no dejaréis de él para la mañana. Yo, YHVH.

31 - Observaréis mis mandamientos y los cumpliréis. Yo, YHVH.

32 - No profanaréis mi santo Nombre, y así seré santificado en medio de los hijos de Israel. Yo soy YHVH, que os santifica,

33 - que os sacó de la tierra de Egipto para ser vuestro Dios. ¡Yo soy YHVH!