2 Cronicas 31 - La Biblia Textual

Libro de 2 Cronicas
Capitulos:

123456789101112131415161718192021222324252627282930313233343536

1 - Hechas todas estas cosas, todos los de Israel que estaban presentes salieron por las ciudades de Judá y quebraron los pilares, talaron las aseras, y destruyeron los lugares altos y los altares de todo Judá y Benjamín, y también en Efraín y en Manasés, hasta destruirlo todo. Después todos los hijos de Israel regresaron a sus ciudades, cada uno a su posesión.

2 - Y Ezequías restableció los turnos de los sacerdotes y levitas, con arreglo a sus clases, cada uno según su servicio, así de los sacerdotes como de los levitas, para los holocaustos y para las ofrendas de paz, para que ministraran, y dieran gracias y alabaran en las puertas de los atrios de YHVH.

3 - También, de su propia hacienda, estableció la porción del rey para los holocaustos: para los holocaustos de la mañana y de la tarde, y para los holocaustos de los shabbatot, de las lunas nuevas y de los tiempos señalados, conforme a lo escrito en la Ley de YHVH.

4 - Mandó también al pueblo que habitaba en Jerusalem que diera la porción correspondiente a los sacerdotes y levitas, a fin de que se dedicaran a la Ley de YHVH.

5 - Y cuando se divulgó el edicto, los hijos de Israel dieron muchas primicias de grano, mosto, aceite y miel, y de todo fruto del campo, y trajeron los diezmos de todas las cosas.

6 - Y los hijos de Israel y de Judá que habitaban en las ciudades de Judá también trajeron el diezmo de bueyes y de ovejas, y el diezmo de las cosas santas consagradas a YHVH su Dios, y lo apilaron en montones.

7 - En el mes tercero comenzaron a formar aquellos montones, y los terminaron en el mes séptimo.

8 - Y cuando Ezequías y los príncipes fueron a ver los montones, bendijeron a YHVH y a su pueblo Israel.

9 - Entonces Ezequías preguntó a los sacerdotes y a los levitas acerca de los montones,

10 - y el sumo sacerdote Azarías, de la casa de Sadoc, le respondió diciendo: Desde que comenzaron a traer las ofrendas a la Casa de YHVH, hemos comido y nos hemos saciado, y ha sobrado mucho, porque YHVH ha bendecido a su pueblo, y ha sobrado esta gran cantidad.

11 - Y Ezequías mandó que prepararan cámaras en la Casa de YHVH. Y fueron preparadas,

12 - y traían fielmente las ofrendas, los diezmos y las cosas consagradas. Al frente de todo ello estaba como intendente el levita Conanías, y como segundo, Simei, su hermano.

13 - Y Jeiel, Azazías, Nahat, Asael, Jerimot, Jozabad, Eliel, Ismaquías, Mahat, y Benaía eran supervisores bajo el mando de Conanías y de Simei su hermano, por orden del rey Ezequías y de Azarías, príncipe de la Casa de Dios.

14 - El levita Coré ben Imna, portero de la puerta oriental, estaba a cargo de las ofrendas voluntarias a Ha-’Elohim, y de la distribución de la ofrenda alzada a YHVH, y de las cosas santísimas.

15 - Le asistían fielmente Edén, Miniamín, Jesúa, Semaías, Amarías y Secanías en las ciudades de los sacerdotes, para repartir fielmente a sus hermanos, según lo que les correspondía, tanto al grande como al pequeño;

16 - junto con los que eran contados por su genealogía masculina, de tres años arriba, y de todo el que entraba a la Casa de YHVH, según la tarea de cada día, para su servicio en sus guardias con arreglo a sus clases;

17 - así como a los sacerdotes que estaban inscritos genealógicamente según sus casas paternas, y a los levitas de veinte años arriba, según sus oficios y sus clases;

18 - y para hacer el registro genealógico de todos sus pequeños, sus mujeres, sus hijos y sus hijas en toda la congregación, porque se consagraban fielmente en santidad.

19 - También para los hijos de Aarón, los sacerdotes que vivían en los ejidos de sus ciudades, había hombres designados por nombre en cada una de las ciudades para dar porciones a todos los hombres entre los sacerdotes, y a todos los que eran reconocidos por sus genealogías entre los levitas.

20 - Así hizo Ezequías en todo Judá, y obró lo que era bueno y correcto y justo ante YHVH su Dios.

21 - Y en cada obra que emprendió en el servicio de la Casa de Dios, y según la Ley y los mandamientos, buscó a su Dios con todo su corazón, y prosperó.