2 Cronicas 8 - Biblia en Lenguaje Sencillo

Libro de 2 Cronicas
Capitulos:

123456789101112131415161718192021222324252627282930313233343536

1 - Salom贸n tard贸 veinte a帽os en construir el templo de Dios y su palacio. Adem谩s, conquist贸 el poblado de Hamat, en la regi贸n de Sob谩. Tambi茅n reconstruy贸 las ciudades que el rey Hiram le entreg贸, y se las dio a los israelitas para que vivieran all铆. Salom贸n oblig贸 a trabajar a todos los descendientes de los amorreos, hititas, ferezeos, heveos y jebuseos que hab铆an quedado en el pa铆s y que los israelitas dejaron con vida. Ellos siguieron trabajando como esclavos hasta el d铆a en que esto se escribi贸. Pero a los israelitas no los oblig贸 a trabajar como esclavos, sino que ellos eran soldados, oficiales, jefes, capitanes, jinetes y conductores de carros de guerra. Salom贸n ten铆a doscientos cincuenta capataces a cargo de los trabajos, y ellos dirig铆an a los trabajadores en todo lo que ten铆an que hacer. Ellos construyeron todo lo que el rey quiso edificar en Jerusal茅n, en el L铆bano y en todo su territorio. Estas son algunas de las obras que realizaron: El templo de Dios. El palacio del rey. La ciudad de Tadmor en el desierto. Las ciudades de Hamat, que al igual que muchas otras, usaba Salom贸n para guardar alimentos. Bet-hor贸n de arriba, y Bet-hor贸n de abajo. Las ciudades fortificadas con muros, puertas y barras. El poblado de Baalat. Las ciudades en donde Salom贸n guardaba los carros de combate. Los cuarteles de caballer铆a.

11 - Salom贸n sab铆a que todos los lugares en donde hab铆a estado el cofre del pacto de Dios eran sagrados; por ello, no quiso que su esposa, que era hija del rey de Egipto, viviera en el mismo palacio en el que el rey David hab铆a vivido. Entonces le construy贸 un palacio en otro lugar, para que all铆 viviera.

12 - Desde el d铆a en que pusieron los cimientos del templo, hasta que se termin贸 la construcci贸n, Salom贸n presentaba ofrendas quemadas en honor a Dios. Las presentaba sobre el altar que hab铆a construido frente a la entrada del templo. Salom贸n siempre obedeci贸 lo que Mois茅s hab铆a ordenado en cuanto a las ofrendas. Por eso, presentaba las ofrendas diarias, las de los s谩bados, las mensuales, y las de las tres grandes fiestas anuales: la fiesta de los panes sin levadura, la fiesta de la cosecha y la fiesta de las enramadas. Salom贸n obedeci贸 fielmente lo que su padre le hab铆a dicho en cuanto al culto. Por eso hizo un horario de trabajo para los sacerdotes y sus ayudantes, quienes se encargaban de la alabanza. Tambi茅n hizo horarios de trabajo para los que cuidaban las entradas del templo y para los tesoreros. Todos ellos cumplieron con su deber.

17 - Luego, el rey Salom贸n fue a la ciudad de Esi贸n-gu茅ber, que estaba a la orilla del mar, cerca de Elat, en el territorio de Edom.

18 - A ese lugar le envi贸 el rey Hiram, por medio de sus servidores, barcos con muy buenos marineros. Estos hombres fueron a la regi贸n de Ofir junto con los servidores de Salom贸n, y de all铆 le llevaron a Salom贸n quince mil kilos de oro.