Lamentaciones 3:33 - Biblia Al Dia

Libro de Lamentaciones
Capitulos:

12345

1 - Yo soy aquel que ha sufrido la aflicciónbajo la vara de su ira.

2 - Me ha hecho andar en las tinieblas;me ha apartado de la luz.

3 - Una y otra vez, y a todas horas,su mano se ha vuelto contra mí.

4 - Me ha marchitado la carne y la piel;me ha quebrantado los huesos.

5 - Me ha tendido un cercode amargura y tribulaciones.

6 - Me obliga a vivir en las tinieblas,como a los que hace tiempo murieron.

7 - Me tiene encerrado, no puedo escapar;me ha puesto pesadas cadenas.

8 - Por más que grito y pido ayuda,él se niega a escuchar mi oración.

9 - Ha sembrado de piedras mi camino;ha torcido mis senderos.

10 - Me vigila como oso agazapado;me acecha como león.

11 - Me aparta del camino para despedazarme;¡me deja del todo desvalido!

12 - Con el arco tenso,me ha hecho el blanco de sus flechas.

13 - Me ha partido el corazóncon las flechas de su aljaba.

14 - Soy el hazmerreír de todo mi pueblo;todo el día me parodian.

15 - Me ha llenado de amargura,me ha saturado de hiel.

16 - Me ha estrellado contra el suelo;me ha hecho morder el polvo.

17 - Me ha quitado la paz;ya no recuerdo lo que es la dicha.

18 - Y digo: «La vida se me acaba,junto con mi esperanza en el Señor.»

19 - Recuerda que ando errante y afligido,que me embargan la hiel y la amargura.

20 - Siempre tengo esto presente,y por eso me deprimo.

21 - Pero algo más me viene a la memoria,lo cual me llena de esperanza:

22 - El gran amor del Señor nunca se acaba,y su compasión jamás se agota.

23 - Cada mañana se renuevan sus bondades;¡muy grande es su fidelidad!

24 - Por tanto, digo:«El Señor es todo lo que tengo.¡En él esperaré!»

25 - Bueno es el Señor con quienes en él confían,con todos los que lo buscan.

26 - Bueno es esperar calladamentea que el Señor venga a salvarnos.

27 - Bueno es que el hombre aprendaa llevar el yugo desde su juventud.

28 - ¡Dejadle estar solo y en silencio,porque así el Señor se lo impuso!

29 - ¡Que hunda el rostro en el polvo!¡Tal vez haya esperanza todavía!

30 - ¡Que dé la otra mejilla a quien lo hiera,y quede así cubierto de oprobio!

31 - El Señor nos ha rechazado,pero no será para siempre.

32 - Nos hace sufrir, pero también nos compadece,porque es muy grande su amor.

33 - El Señor nos hiere y nos aflige,pero no porque sea de su agrado.

34 - Cuando se aplasta bajo el piea todos los prisioneros de la tierra,

35 - cuando en presencia del Altísimose le niegan al hombre sus derechos

36 - y no se le hace justicia,¿el Señor no se da cuenta?

37 - ¿Quién puede anunciar algo y hacerlo realidadsin que el Señor dé la orden?

38 - ¿No es acaso por mandato del Altísimoque acontece lo bueno y lo malo?

39 - ¿Por qué habría de quejarse en vidaquien es castigado por sus pecados?

40 - Hagamos un examen de concienciay volvamos al camino del Señor.

41 - Elevemos al Dios de los cielosnuestro corazón y nuestras manos.

42 - Hemos pecado, hemos sido rebeldes,y tú no has querido perdonarnos.

43 - Ardiendo en ira nos persigues;nos masacras sin piedad.

44 - Te envuelves en una nubepara no escuchar nuestra oración.

45 - Como a escoria despreciable,nos has arrojado entre las naciones.

46 - Todos nuestros enemigos abren la bocapara hablar mal de nosotros.

47 - Hemos sufrido terrores, caídas,ruina y destrucción.

48 - Ríos de lágrimas corren por mis mejillasporque ha sido destruida la capital de mi pueblo.

49 - Se inundarán de lágrimas mis ojos,sin cesar y sin consuelo,

50 - hasta que desde el cieloel Señor se digne mirarnos.

51 - Me duele en lo más profundo del almaver sufrir a las mujeres de mi ciudad.

52 - Mis enemigos me persiguen sin razón,y quieren atraparme como a un ave.

53 - Me quieren enterrar vivoy taparme con piedras la salida.

54 - Las aguas me han cubierto la cabeza;parece que me ha llegado el fin.

55 - Desde lo más profundo de la fosainvoqué, Señor, tu nombre,

56 - y tú escuchaste mi plegaria;no cerraste tus oídos a mi clamor.

57 - Te invoqué, y viniste a mí;«No temas», me dijiste.

58 - Tú, Señor, te pusiste de mi partey me salvaste la vida.

59 - Tú, Señor, viste el mal que me causaron;¡hazme justicia!

60 - Tú notaste su sed de venganzay todas sus maquinaciones en mi contra.

61 - Señor, tú has escuchado sus insultosy todas sus maquinaciones en mi contra;

62 - tú sabes que todo el día mis enemigoscuchichean y se confabulan contra mí.

63 - ¡Míralos! Hagan lo que hagan,se burlan de mí en sus canciones.

64 - ¡Dales, Señor, su merecidopor todo lo que han hecho!

65 - Oscurece su entendimiento,¡y caiga sobre ellos tu maldición!

66 - Persíguelos, Señor, en tu enojo,y bórralos de este mundo.