Diccionario Biblico


Diccionario Biblico: Maran-ata

(gr. marán athá; transliteración del aram. mâran athâ, "[nuestro] Señor ha
venido [viene]" o "[nuestro] Señor es el signo").

También es posible dividirla así: mâranâ thâ , lo que transforma la frase en
imperativo: "(nuestro) Señor, ¡ven!"

Expresión que aparece sólo en 1 Co. 16:22, BJ (véase la nota en la RVR). Como
muchos otros judíos de su época. Pablo era bilingüe o, más probablemente
multilingüe. Hablaba tanto el arameo, el idioma de la gente de Palestina, y el
griego. Sus cartas a los corintios, como en realidad todas sus epístolas,
fueron escritas en griego, pero su propia familiaridad (y la de algunos de sus
lectores) con el arameo, sin duda explican la presencia de esta frase
extranjera. Por la transliteración sola no se puede decir cuál de las diversas
traducciones posibles de la cláusula aramea es la correcta. Se han sugerido
las siguientes: "Nuestro Señor ha venido", "Oh, Señor nuestro, ven", Nuestro
Señor viene". Parece que los cristianos usa la expresión como un saludo
recordativo de la 2ª venida de Cristo (Fil. 4:5; Stg. 5:8; Ap. 1:7; 3:11). Por
tanto, el saludo final del apóstol a los corintios, "Maranata", se puede
comparar con la expresión de absoluta confianza en el regreso del señor de Juan
el Revelador al final de su mensaje profético: "El que da testimonio de estas
cosa dice: Ciertamente vengo en breve. Amén; sí, ven, Señor Jesús" (Ap.
22:20).


Comentarios